Los profesores y alumnos preparan el triduo